Monday, 29 April 2013

Banco de Recursos Genéticos Microbianos y Red de Bancos de Germoplasma de Chile

En Chile ha surgido una iniciativa pionera en su tipo en Suramérica destinada a reunir el material genético nacional de microorganismos, y permitir el depósito de organismos asociados a patentes industriales.

El resguardo inalterable del patrimonio genético nacional de microorganismos es el objetivo que tendrá el Banco de Recursos Genéticos Microbianos cargo del Instituto de Investigación Agropecuaria (INIA). El proyecto se enlaza con el mejoramiento de los bancos de recursos genéticos existentes en el país a través del lanzamiento de la Red de Bancos de Germoplasma, formada por un Banco Base ubicado en Vicuña y tres activos, en Santiago, Chillán y Temuco.

Durante la actividad, realizada en dependencias de INIA Quilamapu en Chillán, estuvieron presentes el Ministro de Agricultura, Luis Mayol, el Director Nacional de INIA, Pedro Bustos, el Coordinador Nacional del Programa de Recursos Genéticos de INIA, Iván Matus, y Director Nacional de INAPI, Maximiliano Santa Cruz.

“Este proyecto, impulsado por nuestro ministerio más el apoyo del Ministerio de Economía y a cargo del INIA, es un ejemplo de lo que estamos haciendo en el Año de la Innovación como parte del Programa Imagina Chile. Nace por la necesidad de responder a los requerimientos de la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE) en cuanto a alcanzar estándares internacionales para la conservación, distribución y acceso a los recursos genéticos”, destacó el Ministro Mayol.

“Definimos como eje estratégico la conservación de los recursos fitogenéticos y el cumplimiento de los compromisos internacionales vigentes, por lo que esta red de Bancos nos ayudará en dicho propósito”, agregó el Secretario de Estado.

A su vez, el investigador Andrés France, encargado de la Colección Chilena de Recursos Genéticos Microbianos, agregó que “se trata del funcionamiento, mejoramiento de las instalaciones y equipamiento de los bancos existentes, los cuatro activos y el banco base de INIA, que concentran las colecciones de recursos genéticos vegetales del país. En el caso de los recursos microbianos, no existía nada, entonces había que construir uno”.

El Ministerio de Economía solicitó que el Banco, que además de ser un sistema público de recursos microbianos, cumpliera con el tratado de Budapest, que es el que regula el patentamiento de microorganismos que intervienen en productos que generan propiedad intelectual, ya sea de manera directa o indirecta. Este tratado, del que Chile es firmante, protege los recursos microbianos, siempre que estén depositados en bancos de características particulares, los que se denominan Autoridad de Depósito Internacional (ADI), y que conserva los microorganismos que intervienen en patentes, con la conservación inalterable a través del tiempo, por más de 30 años, dando al depositante la seguridad de que el microorganismo va a permanecer inalterable en el tiempo y no será accesible por terceros.

El Banco, en este caso, sólo actúa como garante de la inalterabilidad de estos microorganismos y de su viabilidad, pero dada su importancia es fundamental, ya que las ADI son pocas en el mundo, siendo Chile el primer ADI de la región.

La ventaja de esta figura es que dará mayores facilidades a la región, ya que para patentar se requiere el certificado de dicha autoridad, y a partir del 24 de febrero, estará a la mano de todos los investigadores de la región, transformándose en el primer país latinoamericano responsable de almacenar microorganismos patentados, lo que permitirá potenciar la innovación científica local y posicionar a Chile como centro tecnológico de primer nivel.

Fuente: www.gob.cl vía @diego_ponce

No comments: